Déficit hídrico y reservas de agua escasa: ¿cómo continuarán las lluvias durante el resto del trimestre?

Las precipitaciones de la segunda quincena de enero significaron un alivio en gran parte de la región central del país, luego de un déficit que marcó los 45 días previos. Sin embargo, gran parte de la región agrícola continua con reservas de agua regulares a escasas.

soja sequía

Las precipitaciones que ocurrieron luego de la extrema ola de calor, fueron muy irregulares con áreas en el centro-oeste y noroeste de la Provincia de Buenos Aires o algunas zonas del noreste de La Pampa o el sur de Córdoba con excesos que generaron, incluso, situaciones de inundación y anegamientos en el contexto de una sequía que tiene una evolución temporal más amplia.

Todos estos fenómenos que ocurren en una misma estación de crecimiento de los cultivos reflejan la extrema variabilidad climática y mayor frecuencia de eventos extremos a que están sujetas nuestras producciones a cielo abierto”, expresó Pablo Mercuri, director del Centro de Investigación de Recursos Naturales del INTA.

En ese sentido, señaló que “la distribución de las precipitaciones ha sido muy desigual y dispar entre zonas, algunos lugares recibieron menos de 50 mm y otras presentaron excesos superiores a los 280 mm”.

Gran parte de la región agrícola del centro del país continua con reservas de agua regulares a escasas. “La condición de los cultivos de segunda o tardíos es por lo tanto muy diferente entre zonas y se genera un mosaico de muchas situaciones en simultaneo”, afirmó Mercuri.

En esa línea subrayó: “recién a mediados o fines de febrero se podrá evaluar y relevar con más precisión de manera de generar proyecciones de rendimiento, conociendo cual será la tendencia climática para la segunda mitad de febrero e inicio de marzo”.

Asimismo, “el cambio de circulación atmosférica no generó precipitaciones suficientes en las provincias del NEA, norte de Santa Fe, este de Chaco y Formosa que continúan sufriendo una marcada sequía, que acompaña la de los territorios que corresponden a la cuenca del Paraná”, comentó el director del CIRN. El en NOA, por su parte, “se generaron también lluvias localizadas de mucha intensidad, si bien son coincidentes con la estación húmeda de verano en esa región”.

En ese marco, la última previsión para el trimestre febrero-abril 2021 del Foro Interinstitucional reunido por el Servicio Meteorológico Nacional (SMN), indica lluvias normales sobre las provincias de Formosa y Chaco y deficitarias sobre el norte de Santa Fe, Corrientes, Entre Ríos y Misiones. Las temperaturas allí estarían más probablemente dentro de valores normales.

De acuerdo con Roberto De Ruyver, director del Instituto de Clima y Agua, “la tendencia para el trimestre que se inicia sigue siendo de probable déficit en las provincias de la región Pampeana, con mayor probabilidad de déficit sobre la porción este (Entre Ríos y la mitad este de Buenos Aires) y las temperaturas posiblemente tengan valores medios trimestrales superiores a los normales de la época en toda la región”.

A su vez, especificó que sobre el NOA y norte de Cuyo “se espera un escenario de normalidad tanto en lluvias como en temperaturas”. Y sobre el centro y sur de esa región, “las lluvias podrían ser deficitarias y las temperaturas, algo superiores a la normales”.

Para Neuquén, Río Negro y Chubut, “existe una mayor probabilidad al déficit de lluvias con temperaturas normales, y sobre Santa Cruz y Tierral del Fuego, se esperan posibles lluvias por encima de lo normal y temperaturas inferiores a las normales de la época”, destacó el director del Instituto de Clima y Agua.

Lee también: Productores formoseños piden que Insfrán declare la emergencia agropecuaria

Gran parte de la región agrícola del centro del país continua con reservas de agua regulares a escasas.

El pronóstico para los próximos días

De acuerdo al último informe del Instituto de Clima y Agua, se prevé para este martes, algunas lluvias y tormentas aisladas sobre NOA (oeste) y Cuyo (noroeste); y para el resto del centro y norte del país habría nubosidad variable, vientos del sector noreste y ascenso de las temperaturas sin precipitaciones significativas.

Durante el miércoles 02, se espera aumento de la nubosidad con vientos del sector noreste y ambiente caluroso y húmedo; sobre la porción centro ingresaría un frente frío con probabilidad de lluvias y tormentas de variada intensidad sobre Cuyo, Sgo. del Estero, La Pampa (norte) y Bs. As. (noroeste).

Para el jueves 03 y viernes 04, el frente frío avanzaría sobre el centro y luego, norte del país con vientos persistentes del sector sudeste, descenso de las temperaturas y probabilidad de lluvias y tormentas sobre diferentes áreas de NOA, NEA, Cuyo y Región Pampeana (sur y este).

Hacia el fin de semana, continuaría el ingreso de una masa de aire más fresca con persistentes vientos del sudeste y sur, descenso de las temperaturas y probabilidad de lluvias y tormentas de variada intensidad sobre la mayor parte del centro y norte del país; algunas podrían ser localmente intensas con abundante caída de agua ráfagas y ocasional caída de granizo sobre el extremo norte del país y Región Pampeana (centro).

En la Patagonia, para el hoy y mañana no se registrarían precipitaciones significativas sobre la mayor parte de la región con nubosidad variable, vientos del sudoeste y continuo descenso de las temperaturas. El jueves 03, se prevé el pasaje de un frente frío que provocaría abundante nubosidad, vientos moderados a fuertes del sector sudoeste y probabilidad de lluvias y tormentas aisladas sobre Neuquén y Río Negro, y lluvias y lloviznas sobre Santa Cruz (este).

El viernes 04 continuaría el ingreso de una masa de aire fría con probabilidad de lluvias y tormentas sobre Patagonia (norte) y algunas lloviznas sobre Patagonia (este); se prevé nubosidad en disminución sobre el centro y sur de la región con marcado descenso de las temperaturas.

Durante el sábado 05, se registrarían aún lluvias y tormentas de variada intensidad sobre Neuquén, algunas podrían ser localmente intensas con abundante caída de agua y ráfagas. Hacia el Domingo 06, no se registrarían precipitaciones significativas sobre la mayor parte de la región patagónica.

Fuente: INTA Informa