Uzbekistán abrió su mercado a la importación de genética bovina de la Argentina

Senasa y el Comité Estatal de Desarrollo Veterinario y Ganadero de ese país firmaron los certificados sanitarios y un acuerdo de cooperación.

exportación de genética bovina

El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) de Argentina y el Comité Estatal de Desarrollo Veterinario y Ganadero de Uzbekistán firmaron los certificados sanitarios para acompañar la exportación de genética bovina hacia el país asiático.

De esta forma, concluyen dos años y medio de negociaciones y la Argentina suma un nuevo mercado para la exportación de semen y embriones bovinos de producción nacional.

 

 

“Esta vez no empezamos por abrir el mercado cárnico sino que lo hicimos con algo más novedoso como la genética en la cual nuestro país realiza un esfuerzo muy importante”, expresó el vicepresidente del Senasa, Rodolfo Acerbi.

Por su parte, el jefe de la delegación uzbeka, Boburbek Khamraev, resaltó: “vimos tecnología de primer nivel en los establecimientos de producción genética de la Argentina”.

En tal sentido, el coordinador general de Relaciones Internacionales del Senasa, Miguel Donatelli, explicó que “la delegación uzbeka estuvo viendo clonación y transferencia embrionaria y ponderó el nivel de producción y la tecnología de los centros de inseminación de nuestro país”.

Lee también: Analizan el rol de la agricultura en la seguridad alimentaria 

Memorandum

Acerbi y Khamraev también firmaron un amplio memorándum de cooperación mutua para avanzar en el intercambio de información referida a sanidad animal y la seguridad alimentaria para lo cual establecerán un grupo de trabajo.

 

 

“Tenemos una gran distancia en kilómetros entre nuestros países pero esperamos que este acuerdo de cooperación nos acerque para alcanzar nuevos logros”, sostuvo el jefe de la delegación uzbeka.

En tanto Acerbi explicó: “La comitiva uzbeka estuvo recorriendo frigoríficos y establecimientos productores de bovinos y quedaron gratamente impresionados por lo que posiblemente también acordemos la apertura de ese mercado para nuestras carnes”.

El vicepresidente del Senasa refirió que “hay una línea de trabajo dentro de nuestro organismo de explorar mercados no tradicionales para que podamos exportarle nuestra producción agroalimentaria y Uzbekistán es uno de ellos, con 12 millones de cabezas de ganado y un buen potencial”.

Agregó que “la buena sanidad que tiene la Argentina, producto del trabajo público-privado, debe seguir generando aperturas y crecimiento de mercados”, y destacó la tarea realizada por los profesionales “del Senasa, la Secretaría de Agricultura, la Cancillería, en la apertura de Uzbekistán a la génetica bovina de nuestro paìs”.

Del encuentro, realizado en la sede central del Senasa, participaron, además, la directora nacional de Sanidad Animal del organismo argentino, Ximena Melón; la directora de Comercio Exterior Animal, Laura Giménez y el director del Laboratorio Animal, Rodrigo Balzano; mientras que por la delegación uzbeka asistieron Amirkhon Tukhtasinov, subjefe del Departamento de Inversiones del Comité Estatal de Desarrollo Veterinario y Ganadero y Ziyadulla Pirnazarov, asesor de la Dirección de la empresa estatal de cría de ganado “Uznasichilik”.