Dirigentes agropecuarios se reunieron para la “revalorizar el campo” en la región norte

Tras la asunción de los nuevos gobiernos a partir del 10 de diciembre en las provincias de Entre Ríos, Córdoba y Santa Fe, los nuevos dirigentes se reunieron con 35 delegados y directores de la Sociedad Rural Argentina (SRA) en la localidad cordobesa de San Francisco para implementar una agenda de medidas favorables para el sector agropecuario. 

Tras las elecciones, los ruralistas consideraron que se está ante “una oportunidad para revalorizar al campo” en esas 3 provincias clave para la producción, en las cuales habrá cambios de gobernador a partir del 10 de diciembre, con las asunciones de Rogelio Frigerio (Entre Ríos), Martín Llaryora (Córdoba) y Maximiliano Pullaro (Santa Fe).

“Pasadas las elecciones provinciales en esta importante región productiva del país, y producidos los cambios en sus tres administraciones de gobierno, el campo está ante una clara oportunidad de que se impulsen políticas activas coordinadas para desarrollar la producción”, señalaron desde la SRA.

Los dirigentes señalaron que buscarán formar mesas de trabajo conjuntas relacionadas a la infraestructura, impuestos, energía, producción y ambiente, entre otras. Como así también para promover un encuentro con los legisladores electos de estas 3 provincias.

En ese sentido, resaltaron que Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos representan hoy el 24,1% del Producto Bruto Interno (PBI) de la Argentina, el 42,8% del total de la soja, el 41,3% del maíz, el 28% del total de la faena bovina y el 72,6% del total de la producción nacional de leche.

En ese sentido, consideraron que estos indicadores podrían aumentar aún más si el sector agropecuario, en sinergia con otros actores económicos, pudiera contar con ciertos estímulos y quitas de distorsiones.

No obstante, de cara al balotaje presidencial, donde el próximo domingo 19 de noviembre se enfrentarán Sergio Massa y Javier Milei, desde la SRA señalaron que la política nacional es, y podría llegar a ser, un “condicionante importante” para el presente y futuro de los productores de estas provincias.

En ese sentido, enumeraron que “las retenciones, el desdoblamiento cambiario, la discriminación en el otorgamiento de líneas crediticias, las intervenciones en los mercados y la excesiva burocracia son sólo algunos capítulos que hicieron posible la fenomenal transferencia de recursos de las provincias al gobierno central y la carencia de dichos fondos para el desarrollo auténtico de esta región y su gente”.

“Desde nuestra entidad queremos realizar un aporte concreto y renovar la vocación de diálogo e intención de generar los espacios institucionales necesarios con los nuevos gobiernos provinciales para aportar iniciativas y propuestas que posibiliten el crecimiento de las actividades agropecuarias y sus cadenas de valor”, concluyó el comunicado.