Desde que comenzó el aislamiento social, preventivo y obligatorio en Argentina, el 20 de marzo, fueron muchas las dificultades que los productores agropecuarios de diferentes partes del país tuvieron que ir resolviendo, algunos con más suerte que otros.

Es que, la imposición de la cuarentena impide en muchos casos el paso fronterizo entre provincias lindantes. Es lo que sucede entre Córdoba y San Luis. Hace prácticamente tres meses que productores cordobeses con campo en la provincia vecina no pueden manejar sus explotaciones por las restricciones impuestas por el gobernador Alberto Rodríguez Saá.

Ante el hartazgo y la falta de respuestas, el domingo pasado cortaron la ruta provincial 30 a la altura del cruce con La Punilla- San Luis-. Frente a la manifestación, que los mismos cordobeses definen como “antipática”, el gobierno de San Luis prometió un encuentro el lunes siguiente, para finalmente encontrar una solución.

Agrolink Radio habló con Franco Mugnaini, productor de Córdoba con campo en San Luis, quien hastiado por la situación dijo que está pensando en irse de la provincia puntana. “Da mucha bronca trabajar en un lugar donde te ningunean, te tratan como delincuente, y no se respeta ningún valor constitucional”.

El problema viene de larga data, y con el tiempo “los controles se han ido endureciendo. Hoy es casi imposible pasar a la provincia”. Según nos contaba  Franco, los protocolos de seguridad constan de muchas etapas que dificultan el paso.

“Hace 16 años que vengo invirtiendo y trabajando en San Luis, una provincia que ha crecido gracias a la explotación agropecuaria de productores que llegamos de otros lugares. Da mucha bronca que la respuesta sea: quedate en tu provincia, alquilá las máquinas acá”.

Esa es la respuesta que reciben, y es lo que efectivamente tienen que hacer, contratar personal de San Luis y alquilar los equipos. “Todo eso me significa un gran perjuicio económico”. 

Pero, después de meses de menoscabo económico, fiel a su promesa, Alberto Rodríguez Saá se reunió con los productores en pos de encontrar una solución.

“Llevamos el protocolo de seguridad de Córdoba,  propuestas y documentación, pero la provincia nos negó todo”. 

Lamentablemente, una vez más, no encontraron las respuestas que buscaban. “Por ahora vamos a entrar de la forma que decidieron, con hisopado negativo sólo por cinco días”. “No queremos volver a la ruta ni a tomar medidas que sentimos antipáticas. Juegan a tirar de la soga… esperemos que no se corte”.

Escuchá la nota completa haciendo click aquí