Perotti declaró la emergencia agropecuaria en Santa Fe

La medida se extenderá hasta el 30 de junio en toda la provincia, a excepción del departamento General López.

Perotti emergencia

El gobernador, Omar Perotti, firmó este martes el decreto declara la situación de Emergencia y/o Desastre Agropecuaria en toda la provincia de Santa Fe, a excepción del departamento General López, como consecuencia de la sequía.

La emergencia abarca desde el 1 de enero hasta el 30 de junio de 2022, a las explotaciones agrícolas extensivas y a la ganadería en general afectadas por la sequía. La decisión se tomó luego de la visita del ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, Julián Domínguez, quien el pasado sábado, acompañado por el gobernador, recorrió algunos de los establecimientos rurales más afectados por este fenómeno.

Lee también: Tras el portazo de CRA, filiales de FAA piden que de un paso al costado de la Mesa de las Carnes

Además de la reunión de la Comisión Provincial de Emergencia Agropecuaria del pasado lunes que analizó el impacto que ha tenido la falta de precipitaciones y las altas temperaturas en la producción santafesina y, a partir de dicho diagnóstico, se planificaron medidas a adoptar para paliar sus consecuencias.

Al respecto, el mandatario provincial aseguró que «en los momentos duros el Estado tiene que estar a la par, y esta es la forma en la que sentimos acompañar a los sectores de la producción y el trabajo».

Formularios para los productores

Los productores deberán iniciar los trámites a través del Sistema Santafesino de Gestión de Situaciones de Emergencia Agropecuaria (Sisagea). Además, la norma establece que hasta el 15 de marzo pueden presentar a través de la página web del gobierno provincial, los formularios de declaraciones juradas que disponga el Ministerio de Producción, Ciencia y Tecnología.

Lee también: VIDEO: vecinos de Entre Ríos escapan del fuego que arrasó con campos y animales en la zona de Mojones Sur

Tras firmar el decreto, Perotti explicó que la emergencia se extenderá inicialmente hasta mediados de marzo porque «es el período en el que todos los productores damnificados pueden presentar su solicitud».

Por último, el decreto prorroga el vencimiento de las cuotas 1, 2 y 3 de los impuestos inmobiliarios rural y urbano, a los productores que posean certificados de emergencia agropecuaria.