Plaza sostenida en el MAG, en la semana que abarcó el cierre de mayo e inicio de junio

Las vacas comenzaron a recuperar terreno desde el inicio de la semana comercial en el ente concentrador de ganado vacuno de Cañuelas.

MAG

Las vacas comenzaron a recuperar terreno desde el inicio de la semana comercial en el ente concentrador de ganado vacuno de Cañuelas, mientras que el consumo facilito las cosas logrando un sostenimiento parejo durante la presente etapa comercial.

La columna de Martín Millán en Agrolink Radio

Sin hacienda el lunes, la operatoria comenzó formalmente el martes con 6.798 vacunos ingresados, la poca  presencia de vacas en los corrales motivo a los operadores del abasto y la industria a trabajar con interés por sobre todas las categorías y clasificaciones de la hembra mayor que se reflejó en mejores valores alcanzados para las mismas. El consumo, presentó una plaza sostenida.

El miércoles el registro de ingresos al mercado agroganadero quedó finalmente en 7.652 cabezas de ganado. Las categorías y clasificaciones que abarcan a la vaca continuaron siendo el atractivo de compras de los operadores, lo que genero firmeza en toda su operatoria comercial con mejoras que llegaron hasta los $ 10.- En cuanto se refiere al consumo más liviano, primó la selectividad puesta de manifiesto el día anterior.

El jueves, sin ganado en los corrales del MAG, anunció un ingreso importante para el día siguiente (viernes), en el que se vieron casi 8.500 animales para las ventas de cierre de semana comercial, donde los compradores del abasto y la industria se mostraron más selectivos producto de estar abastecidos en cámara. Si bien, a los consignatarios, les costó más colocar los conjuntos en venta, los valores continuaron en la misma tónica con la que se venían manifestando en días anteriores. En general, igual que toda la semana, el novillo escaseó en su oferta diaria y también costó ubicarles su interesado de compra. Lo más liviano finalizo con plaza sostenida.

El ingreso semanal quedó finalmente en 22.950 vacunos, fueron unos 6.404 animales más que lo visto durante la semana pasada. Cabe recordar que el MAG, operó la semana anterior con un día menos de ventas, producto del 25 de mayo, por lo que la recuperación en el ingreso ya está marcando la tendencia de arribos que se puede dar la semana que viene.

Invernada 2022

En el último informe elaborado por el Mercado Ganadero de invernada y Cría (Rosgan), constituido en conjunto por la Bolsa de Comercio de Rosario y firmas consignatarias de todo el país, dieron a conocer la última tendencia de la invernada que salió a la venta en la presente campaña (zafra de invernada 2022).

Mientras que el grueso de la zafra de los terneros y terneras ya salió, aún quedan lotes por vender, el mismo fue acompañado por la necesidad de los compradores de abastecerse mostrando una demanda sostenida para los machos y las hembras. Aunque en mayo el valor de la invernada, mostró un aparente freno en la escalada de sus valores durante mayo.

Dicho por el Rosgan, el ternero es la categoría que mayor aumento de precios viene registrando en los últimos años. En un contexto de creciente ritmo inflacionario, es la categoría que primero se ha posicionado como “activo de reserva”, lo que le permitió gozar de una puja adicional entre compradores.

Las buenas noticias que comentan los especialistas del mercado ganadero de Rosario, es que, el precio actual del ternero supera en un 40% el valor promedio de los últimos 10 años. Aunque esa misma valoración como “activo de reserva” es la que genera en el criador mayor resistencia al momento de la venta.

La otra cara de la moneda muestra que por ello en los últimos años hemos estado viendo una mayor retención de terneros y terneras en los campos, lo que conlleva a zafras cada vez más extendidas o menos concentradas en los meses pico, algo que muestra mayor notoriedad evidenciando que el productor ha ido restringiéndose la cantidad de terneros y terneras que salen desde los campos de cría durante los primeros cuatro meses del año.

Según datos del SENASA este año se movilizó durante dicho período menos del 21% (3 millones de cabezas) de los terneros y terneras registrados al 31 de diciembre de 2021, cuando un año atrás este porcentaje representaba el 22%, en 2020 el 23%, en 2019 el 24%, en 2018 el 25% y en 2017 más de 27%, 6 puntos más que en la actualidad.

La tendencia del criador en estos términos es muy clara al inclinarse a retener más tiempo su invernada, no solo para ganar más kilos a la venta sino también para dosificar la exposición al peso hasta tanto pueda ir calzando esos ingresos en compra de insumos, herramientas u otros activos de resguardo.

Sin embargo, el clima adverso es un factor con el que el productor ganadero no puede mediar respecto a la capacidad de retención de los campos, lo que juega de manera preponderante ante la elección de largar o retener. Por ello, hay que recordar, que este año, tras la fuerte seca que sufrieron innumerables zonas ganaderas del centro y norte del país durante los meses el verano, muchos campos no están en condiciones de transitar el invierno con la misma carga de hacienda que otros años.

Algo similar está sucediendo con campos situados al sur de la zona pampeana donde, a pesar de la buena receptividad que han ofrecido hasta el momento, la llegada de las primeras heladas ha restringido considerablemente su capacidad. Estacionalmente, mayo, junio y julio suelen ser los meses de precios más bajos para la invernada producto de la mayor oferta. Sin embargo, en los últimos años este patrón estacional se ha visto algo desdibujado. Concluyeron desde el Rosgan.